August 19, 2022

El sector turístico de la Costa Brava prevé una temporada estival con niveles récord de ocupación iguales o incluso superiores a los anteriores a la pandemia. Las prerreservas en alojamientos turísticos regulados, que suman unas 270.000 plazas, alcanzan ya niveles de entre el 80% y el 90% para los meses centrales de verano, una campaña en la que los empresarios turísticos esperan recuperar colectivos que la pandemia había relegado al mercado británico, el alemana o holandesa. La falta de turistas rusos, que la Oficina de Turismo de la Costa Brava-Girona había convertido en sus objetivos antes del estallido de la guerra, fue compensada con clientes de otros países de Europa del Este.

Las perspectivas son excelentes, especialmente para los campings que vienen trayendo turistas internacionales, que siempre han sido sus principales clientes incluso antes de la pandemia. El presidente de la Associació de Càmpings de Girona, Miquel Gotanegra, explicó ayer que a día de hoy ya han ocupado entre el 85% y el 90% de las 135.000 parcelas del sector y advierte que las peticiones de última hora “difícilmente podrán participar este año”. “.

Los campings recuperarán el turismo internacional, sus principales clientes antes de la pandemia

El sector de la vivienda turística también espera un mes de julio “mejor que 2019”, en parte gracias a la recuperación de los alemanes y franceses, mientras que las casas de campo ya han ocupado el 95% de sus plazas en agosto. Pero los números también son alentadores en la industria hotelera.
El presidente de la Federació d’Hostaleria de Girona, Antoni Escudero, afirma que “todavía queda mucho camino por recorrer” ya que la operativa turística aún no se ha activado del todo. A pesar de ello, las reservas en algunos hoteles ya alcanzan el 90%.

Uno de los sectores más afectados por la pandemia ha sido el de las agencias de viajes, cuya actividad se ha visto reducida a la mínima expresión. “El 15% no pudo soportar el viaje por el desierto y cerró”, dijo el presidente de la Asociación Empresarial de Agencias de Viajes Especializadas (Acave), Jordi Martí. De los que sobrevivieron, el 40% estaban en ERTE el pasado mes de abril. Sin embargo, la industria señala que las perspectivas han sido mejores desde Semana Santa de lo previsto a principios de año.

Entre el 1 de enero y el 15 de junio, la Costa Brava y los Pirineos recibieron 1,9 millones de visitantes, un 132% más que hace un año pero un 7,5% menos que en 2019. El mercado catalán tiene copada la mitad de las pernoctaciones, seguido del francés y el español.

Leave a Reply

Your email address will not be published.